Jueves Santo, Misa Última cena y Lavatorio de los pies

Autor: nicorleone
Jueves Santo, Misa Última cena y Lavatorio de los pies

Él quiso que, como en su última Cena, sus discípulos nos reuniéramos y nos acordáramos de Él bendiciendo el pan y el vino: “Hagan esto en memoria mía” (Lc 22,19).

Ese pasaje de la bíblica puede resumir en gran parte el mensaje principal de la Misa del Jueves Santo.

La liturgia del Jueves Santo es una invitación a profundizar concretamente en el misterio de la Pasión de Cristo, ya que quien desee seguirle tiene que sentarse a su mesa y, con máximo recogimiento, ser espectador de todo lo que aconteció ‘en la noche en que iban a entregarlo’. Y por otro lado, el mismo Señor Jesús nos da un testimonio idóneo de la vocación al servicio del mundo y de la Iglesia que tenemos todos los fieles cuando decide lavarle los pies a sus discípulos.

Tanto en la Basílica del Señor de Esquipulas como en la Parroquia Santiago se realizaron misas, en el primero a las 6 de la tarde y la segunda a las 7 de la noche.

En ambas eucaristías los oficiantes, el rector de la Basílica Abad Héctor Sosa Paz y párroco de la Parroquia Santiago lavaron los pies a fieles católicos seleccionados para este momento especial y significativo en las celebraciones de la Semana Santa, en el inicio del Triduo Pascual.

GALERIA FOTOGRAFICA EN FACEBOOK

Grabación de la Santa Misa en la Basílica del Señor de Esquipulas via Misericordia TV


1 Comentarios

  1. La celebración del Jueves Santo en la Parroquia Santiago nos permitió meditar sobre los 3 puntos importantes que nos dejó el Señor, en la Última Cena:
    1) La institución de la Eucaristía,
    2) La institución del Orden Sacerdotal y
    3) el mandamiento del amor.

    En la Santa Misa se presentó los aceites que se usarán durante los Sacramentos durante todo el año, los cuales fueron bendecidos por el Administrador Diocesano P. Juan María Boxus en la Misa Crismal celebrada en Chiquimula. Se realizó el rito del lavado de los pies y al finalizar la Misa, en memoria del pedido del Señor: “Velen y oren para que no caigan en tentación”, se realizó la Adoración Eucarística hasta la media noche, siendo acompañado el Señor por cientos de fieles.

    A la media noche el Señor fue puesto en reserva y se retira de la Iglesia. Para concluir, se hizo la pequeña procesión con la imagen de Jesús que es puesto preso. Hemos iniciado el Tríduo Pascual, celebrémoslo con devoción y mucha fe, para el bien de nuestra alma.

    GALERIA FOTOGRAFICA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>