Las Fiestas Patrias

Autor: noelia
Las Fiestas Patrias

Son tantos los recuerdos que se nos vienen a la memoria cuando festejamos el aniversario de la emancipación política de Guatemala del Reino Español, particularmente las historias que nuestros maestros, durante la primaria compartieron con nosotros, que más adelante les vamos a relatar.

Como olvidar aquellos majestuosos desfiles del 15 de septiembre con uniformes tan sencillos como, pantalón azul y camisa blanca o al revés, pantalón blanco y camisa azul; eso sí a “Chuña” como decíamos los patojos, o sea descalzos.

Era una marcha marcial, con características militares.

En la que antes fue “La Calle Real” hoy tercera avenida era la arteria que mejor lucia sus galas porque todos los vecinos regaban y barrían el frente de sus casas y colocaban banderas pequeñas. Lo que más alegraba el ambiente era el olor a pino que los vecinos también colocaban a la orilla de todo “La Calle Real” hasta llegar al parque “Plaza de la Marimba” y como aun no estaba adoquinado; en el suelo sembraban las ramas.

Hubo un año que los estudiantes de la Escuela Pedro Nufio elaboraron unos fusiles de madera para desfilar porque antes los desfiles eran militarizados a tal extremo que quienes comandaban el desfile eran seis soldados que vestían sus mejores galas y portaban el pabellón nacional y con un paso elegante.

Es tan grande la historia de la Independencia de Guatemala que los 189 años quedan cortos para contar las vicisitudes que ha atravesado el país.

Sin embargo, aun recuerdo las historias que mis maestros de primaria nos contaron, acerca de la separación política de España.

Me recuerdo que fueron varios hombres y mujeres de la Provincia de Centroamérica los que iniciaron las gestiones administrativas de esta gesta histórica, y entre ellos los que más recuerdo es el Doctor, periodista y escritor Don Pedro Molina; guatemalteco, el periodista hondureño José Cecilio del Valle quien fue el que redacto el Acta de Independencia, el nicaragüense Miguel de Larreynaga de cuna muy humilde, el antigüeño Antonio Lanazabal, el salvadoreño y sacerdote José Matías Delgado, el español Gabino Gaínza , que ocupo diversos cargos de la provincia y que después de la independencia se retiro a México donde falleció, Gabino Gainza al haberse firmado la independencia acordó que la moneda de circulación en la región centroamericana debería llevar la inscripción “15 de Septiembre de 1821.”

De las mujeres que recuerdo mencionaban mis maestros doña Lolita la esposa del Doctor Pedro Molina Doña Dolores Bedoya de Molina; quien es la portavoz y coordinadora de las actividades que se realizaron en las afueras del Palacio de Gobierno. Me recuerdo de otros próceres más pero como dije al principio se quedan muy cortitos los 189 años de independencia.

Más allá de la gesta histórica que nos legaron los próceres de la independencia, hoy debemos de celebrar con cariño, respeto, con amor y de forma muy particular con mucho civismo el aniversario de nuestra emancipación política porque nuestra patria es Ara y no Pedestal.

FELICES FIESTAS PATRIAS!

PEM. OCTAVIO DE JESÚS PÉREZ

INBECC 2010

Colaboración de Melvin Sandoval

Los comentarios están cerrados.